Blog

4 tecnologías que se han convertido en las mejores aliadas de los trabajadores

1 – El cloud computing transforma el espacio de trabajo

¿Te suena la expresión ‘nómadas digitales’? Se refiere a aquellos trabajadores que viajan por el mundo y trabajan de forma remota para una empresa. Y es que hoy en día la digitalización del puesto de trabajo está incrementado la movilidad y la flexibilidad de los profesionales. Pero no es necesario llegar al extremo de ser un ‘mochilero’ en busca de exotismo para aprovecharse de esta tecnología… Cada vez son más numerosas las compañías que ofrecen a sus empleados la posibilidad de trabajar desde casa o desde centros de trabajo (espacios de coworking) ajenos a ellas. Las aplicaciones en la nube son las grandes aliadas de este modelo, el teletrabajo, ya que facilitan el acceso rápido a la información y mejoran la autogestión de los usuarios.

2- RV y RA: nuevos aliados de la educación y formación profesional

Inicialmente desarrolladas por el sector del videojuego, la realidad virtual (RV) y la realidad aumentada (RA) están llegando a los centros de formación, universidades españolas y empresas. Su capacidad de recrear experiencias sensoriales permite una mayor comprensión y adquisición de conocimientos. Así lo piensa, por ejemplo, el centro de formación ISEMCO, que ha incorporado la RV a sus cursos sobre Organización de Eventos y Suez Spain en un programa de prevención de riesgo laboral destinado a sus empleados.

3- La inteligencia artificial (IA), reclutadora de talentos

Seguro que has oído hablar de los robots como los nuevos entrevistadores de candidatos. Aunque el uso de la IA está todavía limitado a algunas multinacionales como Ikea, L’Oreal o Pepsico, dado el coste importante que supone el desarrollo de este tipo de software, la automatización es sin duda una tecnología que está jugando ya un papel importante en la transformación de la labor de los expertos en RRHH.

4- Muévete de forma sostenible y económica

El carsharing (coche compartido) es una nueva opción de transporte público local, cuyo desarrollo en las grandes aglomeraciones de las ciudades tiene mucho futuro. Es una buena alternativa al coche privado para desplazamientos urbanos diarios y/o cortos, como los trayectos entre domicilio y lugar de trabajo o para visitas comerciales en el centro de la ciudad. La idea del carsharing nace de la combinación de varias tecnologías que convierten los coches urbanos en una flota hiperconectada que ofrece un servicio individual, flexible y personalizado gracias a la llave digital para abrir y arrancar el vehículo desde el smartphone, sistema GSM/GPRS para localizarlo, big data para gestionar las reservas online y tecnología eléctrica o híbrida para una movilidad más sostenible.